2011-12 Fundraising and Funds Dissemination process/Iberocoop joint statement/es

From Meta, a Wikimedia project coordination wiki
Jump to navigation Jump to search

El presente documento se propone comentar y hacer algunas observaciones importantes al borrador "Recommendations to the Wikimedia Foundation's Board of Trustees" sobre el movimiento Wikimedia internacional.

Iberocoop es una red de cooperación regional que busca poner en contacto tanto a los capítulos locales como a los grupos de trabajo que buscan establecer uno de Iberoamérica, impulsando así la colaboración y el intercambio de experiencias. Iberoamérica constituye un área estratégica donde la organización del movimiento Wikimedia es todavía un gran desafío, puesto que la mayor parte de la región es considerada parte del mundo en desarrollo ("Global South"). Creemos que una iniciativa que considera no sólo a los capítulos establecidos sino también a los grupos informales existentes nos permitirá superar ese desafío, permitiéndonos promover el conocimiento libre en cada vez más espacios.

Nótese que si bien el siguiente documento de posición fue discutido dentro de Iberocoop, sólo son responsables por su contenido los capítulos y grupos de trabajo firmantes. Los nombres corresponden a quienes han participado en su redacción o revisión.

Recolección y distribución de fondos

La discusión sobre la recolección y distribución de fondos es muy importante. Creemos que que limitar esa tarea a la Fundación Wikimedia para luego conceder subvenciones a los capítulos que lo soliciten no está en el mejor interés del movimiento Wikimedia. Los capítulos están formados por voluntarios, parte de la comunidad de Wikimedia en sentido amplio, abocados a promover los proyectos y el conocimiento libre, además de proteger las marcas. Como tales, deben ser tratados como socios en esta misión. Nos preocupan afirmaciones que parecen diferenciar a los capítulos de la comunidad, cuando son los capítulos la forma fundamental de organización de las comunidades locales en el marco de un modelo oficial, potente y verdaderamente multicultural.

El borrador de recomendaciones propuestas socava lo que entendemos como independencia de los capítulos Wikimedia, esencial para la sustentabilidad de un modelo internacional en serio. Hay proyectos alineados con la misión del movimiento Wikimedia que pueden ser considerados prioritarios por las comunidades locales pero no recibir financiamiento de la Fundación Wikimedia. Se quita al donante la posibilidad de elegir contribuir a nivel local para promover el conocimiento libre a través de los canales existentes en su país o solicitar una deducción impositiva. Se afecta negativamente el crecimiento de los capítulos y por tanto su capacidad de promover el conocimiento libre de maneras cada vez mejores y más importantes. Consideramos que los capítulos Wikimedia demostraron poder crear y ejecutar proyectos con éxito, motivo por el cual deben ser fortalecidos. Hacerlos depender de la Fundación Wikimedia es exactamente lo opuesto.

En este sentido, coincidimos con el reciente documento de posición de Wikimedia Deutschland. Creemos que provee argumentos serios e integrales para explicar por qué no sólo es posible sino también positivo que los capítulos puedan participar de campañas oficiales de recolección de fondos, tanto para la Fundación como para los propios capítulos y el movimiento en su conjunto.

Sobre los países en desarrollo

Reconocemos, en lo que hace a los países en desarrollo, el compromiso de la Fundación con el reforzamiento de la presencia de Wikimedia en el denominado "Global South", pero no consideramos que el actual enfoque sea el apropiado. Debe destacarse que los cambios en el modelo de recolección y distribución de fondos son justificados con argumentos de justicia global, cuestionando en forma implícita o explícita el derecho de que países desarrollados administren fondos que podrían ser de otra manera destinados al "Global South". Nótese que ningún capítulo Wikimedia del "Global South" se mostró de acuerdo con esta perspectiva. En nuestro caso particular, consideramos que la cooperación y financiamiento de proyectos entre capítulos es un modelo más flexible y horizontal que el impulsado. Esto excede aspectos meramente financieros, tiene que ver con priorizar la organización local de la comunidad por sobre una administración y despliegue centralizado.

Más aún, vale destacar que la política propuesta para la recolección y distribución de fondos condena a los capítulos y a cualquier otra organización Wikimedia del mundo en desarrollo a funcionar a partir de contribuciones originadas en el "Global North", por cuanto asuntos como una menor bancarización o regulaciones cambiarias hacen que donar desde nuestros países sea mucho más difícil. La mayoría de la población mundial sencillamente no tiene una tarjeta de crédito internacional y enviar dinero al extranjero, aunque sea para una ONG, puede ser muy complicado, y eso en el caso de ser factible. Sólo los capítulos locales pueden complementar y adaptar los mecanismos de donación para permitir que donantes locales puedan contribuir con el movimiento Wikimedia. Los capítulos proveen experiencia y atención localizada a los donantes, cuestión de difícil reemplazo.

De ningún modo estamos cuestionando el papel global y central que juega la Fundación en lo que hace a la recolección y distribución de fondos, ni consideramos que las subvenciones sean una mala idea. Hay por cierto capítulos de Wikimedia, incluyendo a algunos de los firmantes, que no podrían en este momento participar de la campaña de recolección de fondos. Un programa de subvenciones abarcativo e inclusivo puede ayudar a desarrollar a los capítulos y apuntalar cualquier necesidad de financiamiento que aparezca. También estamos de acuerdo en que la rendición de cuentas y la transparencia son principios que deben fortalecerse en todo el movimiento Wikimedia, comprendiendo a los capítulos y a la Fundación. Pero creemos que los capítulos Wikimedia que demostraron ser serios y transparentes de cara al movimiento no deberían depender de subvenciones otorgadas en exclusividad por una entidad central, sea una repartición de personal de WMF o un comité especializado, alternativa que encontramos largamente preferible. Creemos que el modelo de recolección y distribución de fondos debe ser lo suficientemente flexible para tomar en cuenta este tipo de diferencias entre regulaciones y costumbres locales, así como entre los distintos capítulos, permitiendo así fortalecer la cooperación entre ellos. No se limita a una cuestión financiera, sino que se relaciona en general con la capacidad de tomar decisiones e implementar proyectos.

Que el árbol no tape el bosque

Por sobre todo lo anterior queremos resaltar que en cierto sentido la discusión sobre la recolección y distribución de fondos es sólo la punta del iceberg. Durante los últimos meses hemos observado con gran preocupación un cambio significativo en la actitud que puede percibirse de la Fundación hacia el modelo de capítulos, incluyendo algunos cuestionamientos específicos sobre la representatividad y legitimidad de los capítulos como parte del movimiento Wikimedia. Creemos que los actuales indicios en el sentido de un microempoderamiento son una cuestión contradictoria y potencialmente negativa si implican en última instancia la sobrecentralización de recursos y dirección del movimiento. Los grupos informales de entusiastas o grupos de interés no tienen por qué pensarse en competencia o en forma solapada con los capítulos, porque tienen diferentes objetivos, ámbito de acción y alcance en sus actividades, hecho que aparece bosquejado en el mismo documento de trabajo del MR.

Se percibe el riesgo de difuminar de tal manera el papel que vinieron cumpliendo los capítulos hasta el punto en que la Fundación se transforme en la única organización con real poder de decisión, al tiempo que los capítulos quedan reducidos a un papel subsidiario general junto con cualquier otra organización de apoyo. Lo que subyace al borrador propuesto es en efecto, en nuestra opinión, un descarte progresivo del modelo de capítulos, hecho que apreciaríamos fuera revisto por la dirección de la Fundación.

Los cambios que tienen que ver con el reconocimiento de modelos organizativos adicionales dentro del movimiento Wikimedia ("new models") no deben ser efectuados por resolución de la directiva a partir del resultado del grupo de trabajo "Movement Roles" que fue producido antes del desarrollo de la actual situación y que nunca pasó por la instancia prevista de discusión y aprobación por todas las partes involucradas. Exhortamos a la Fundación a separar esta cuestión de la recolección de fondos para evitar que la comunidad perciba que la Fundación tomó una postura contraria al exitoso modelo de capítulos. Deben encontrarse de común acuerdo soluciones viables para permitir nuevos modelos organizativos, sin que parezca que se desmantela un modelo que funciona sin tener apoyo suficiente ni un reemplazo superior o coherente.

Más allá de toda consideración financiera, los capítulos Wikimedia dieron prueba suficiente de ser una potente herramienta de la comunidad organizada. No sólo se hicieron cargo en sus respectivos territorios del manejo de prensa sino que también se han relacionado con instituciones públicas y privadas, consiguiendo importantes logros incluso en lo que hace al contenido de los proyectos Wikimedia. Nuestra opinión es que, sea cual sea la propuesta para diversificar las organizaciones Wikimedia, en primer lugar el modelo de capítulos debe ser revalorado y preservado a conciencia en un intercambio franco y abierto entre las partes de nuestro movimiento, intercambio que no puede depender de las decisiones que tome individualmente la Fundación o su personal en particular.

Construir, asegurar y demostrar confianza en común es el punto nodal para la efectiva resolución de este desafío.

Por Wikimedia Argentina, Patricio Lorente (Presidente) y Galileo Vidoni/galio (Vicepresidente)
Por Wikimedia Chile, Osmar Valdebenito/B1mbo (Presidente) y Juan David Ruiz/Zuirdj (Vicepresidente)
Por Wikimedia España, Jorge Sierra/Lucien leGrey (Presidente) y María Sefidari/Raystorm (Vicepresidenta)
Por Wikimedia Italia, Frieda Brioschi/Frieda (Presidenta) y Cristian Consonni/CristianCantoro (Vicepresidente)
Por Wikimedia México, Iván Martínez/Protoplasma Kid (Coordinador general)
Por Wikimedia Portugal, Manuel de Sousa (Presidente) y Béria Lima/Beria (Coordinadora de Outreach / Secretaria del Consejo Fiscal)
Por Wikimedia Venezuela, Oscar Costero/Oscar . (Presidente) y Carlos Colina/Jewbask (Tesorero)
Por el grupo de trabajo Wikimedia en Bolivia, Erlan Vega/Alhen y Justine Duranboger (Coordinadores)